CINE Y CULTURA LIBRE 2017. 5ª edición. Próximas Secciones: Sección Ecología, 23 y 24 de marzo; Sección de Arquitectura y Urbanismo, 5 y 6 de octubre; Sección Sociopolítica, 27 de noviembre; Sección Oficial 28, 29 y 30 de noviembre

Un paseo por Donostia antes y después de 1813

Dentro de la sección Arquitectura y Urbanismo, se han proyectado los documentales de los arquitectos José Javier Pi e Imanol Sorazu.

La Escuela Técnica Superior de Arquitectura de Donostia fue de nuevo escenario de la segunda jornada del Ciclo Arquitectura y Urbanismo del Festival Internacional de Cine en Creative Commons de Donostia. En esta ocasión, se pudieron ver dos completos trabajos, con una base documental abrumadora. El primero de ellos fue Recordando la Donostia anterior al desastre de 1813, dirigido por José Javier Pi y el segundo  San Sebastián 1813-2013. 200 años de ciudad del joven Imanol Sorazu.

“San Sebastián es ejemplar en la historia del urbanismo”

El arquitecto José Javier Pi, que ha realizado su trabajo en colaboración con Unai Sarasola y Mikel Oyarzabal, presentó su audiovisual a partir de una maqueta 3D vectorial virtual. Para realizar el documental, el arquitecto partió del último plano topográfico 3D municipal y gracias a las referencias de los monumentos que han permanecido, fue insertando planos históricos. El paseo virtual se funde con su impresionante banda sonora, la música de Les Indes Galantes, de Jean Philippe Rameau, un hito del barroco francés. “He realizado un trabajo de documentación muy arduo con el que he descubierto muchísimas cosas interesantes de la ciudad. San Sebastián, desde luego, es ejemplar en la historia del urbanismo y mantiene en su casco viejo la traza medieval original. Aunque, desde mi punto de vista, con las diferentes reconstrucciones que se han producido, se ha abusado de la arquitectura en San Sebastián. Y es que hay edificios muy emblemáticos que se han visto ‘comidos’ por el resto de construcciones, como por ejemplo le sucede a la basílica de Santa María, entre otros”.

Pi añadía también que en la actual sociedad Gaztelubide está el único vestigio anterior a 1813; se trata de una grieta en un lateral de la sociedad que perteneció al campanario de una Casa Torre muy emblemática en la ciudad. Asimismo, el arquitecto destacó que el puente de la calle Campanario, en origen no era un puente sino un túnel que atravesaba la colina situada sobre el puerto donostiarra.

El video está realizado en un traveling continuo, se trata de un paseo virtual en 3D con muy pocos colores ya que Pi ha querido huir precisamente de un estilo vistoso para centrarse solo en lo arquitectónico, sin artificios. El arquitecto quiso dejar claro también que este audiovisual no está acabado ya que pretende ser parte de otro proyecto más amplio relacionado con la misma temática.

“A través del video, en arquitectura se pueden hacer trabajos muy interesantes”

Por otra parte, en el trabajo del joven donostiarra Imanol Sorazu, se muestra un paseo por los edificios más emblemáticos de la ciudad a partir de 1813 y hasta la actualidad. ‘San Sebastián 1813-2013. 200 años de ciudad’, se realizó a partir de un guión de Muy diseño&Arquitectura para San Telmo Museoa. Los primeros edificios que aparecen son el actual Ayuntamiento de Donostia, que en origen fue un casino, (1882), la Catedral del Buen Pastor (1887), el Palacio Miramar (1889) o el kiosko del Boulevard (1906), entre otros. Los edificios más recientes que aporta el trabajo de Sorazu son el Kursaal (1999), la iglesia de Riberas de Loiola y el Museo San Telmo (ambos del 2011). El documental dura diez minutos y va recorriendo las calles bajo la mirada de una chica en bicicleta que pasea por la ciudad. La música da mucho ritmo a las imágenes y, por otra parte, una luz muy destacada enmarca continuamente parte de los edificios más importantes de Donostia. “A través del soporte video se pueden realizar trabajos muy interesantes en arquitectura. Con este soporte visual se pueden explicar muchas cosas en poco tiempo. Intento mezclar lo que siempre me ha gustado con la arquitectura, y aquí también es donde entra la parte musical, una pieza con muchos cambios de ritmo que sirven para dar paso a los distintos edificios de la ciudad que muestro en este trabajo”. Explica Imanol.

Por último, estos dos documentales transmitieron a los existentes la idea de que en arquitectura aún hay mucho por hacer y que el trabajo de un arquitecto puede complementarse hoy en día con nuevas técnicas audiovisuales que están continuamente en constante renovación.


Deja un comentario